Contar con el futuro

Renovarse o morir.
El signo de la vitalidad no es durar sino cambiar,
y tratar de contar con el futuro.
La investigación es presupuesto ordinario para ello.
JM Arizmendiarrieta

Con bastante asco voy leyendo a todos los expertos que tienen un diagnóstico perfecto de lo que ha sucedido en Fagor, y de lo que va a suceder. Con más asco he dejado de leer a los que aprovechan el río revuelto para argumentar un declive del movimiento cooperativo, y a los que dejan el recado “tanto que han presumido de lo bien que estaban aguantando la crisis, ahora se va a ver que aquí todos somos bastante parecidos”.

Ni tengo un diagnóstico, ni un pronóstico. Decidirán, como siempre han hecho, los cooperativistas, y no es la primera vez que han tenido que tomar decisiones difíciles. El tiempo ha demostrado que, como media, han acertado bastantes más veces de las que se han equivocado. Todo el respeto, todo el reconocimiento a todo el valor que han sabido crear, y que estoy seguro que seguirán creando. No diré más, creo que a veces el silencio acompaña mejor que las palabras, al que está pasándolo mal.

Me voy a quedar con la cita de Jose Mari Arizmendiarrieta, que va conmigo, me acompaña igual que ha acompañado al movimiento cooperativo desde su fundación. Ayer mismo era noticia el CEO de Google, que en la presentación de resultados del tercer trimestre, lanzó una defensa cerrada a las inversiones en I+D a largo plazo que está haciendo la empresa, tratando de entender por dónde viene el futuro (o quizá trazando los caminos por los que vendrá…). A este pocos se atreven a darle consejos…

Screen-shot-2013-10-17-at-1.45.11-PMYa sabéis por dónde veo yo el futuro, las tres olas de cambio que tenemos que navegar:

  • La ola de recuperación económica que llega en 2014 tiene el nombre de la internacionalización, de la multilocalización, de jugar con las raíces y las alas. (os acordáis mi comentario sobre África la semana pasada: esta semana The Economist Intelligence Unit ha publicado “Growing Africa Cities 2013“: no te lo pierdas)
  • La ola que nos llevará la siguiente década tiene el nombre de la industria del conocimiento, y en Euskadi tenemos que construir las infraestructuras de ciencia y tecnología que ayuden a nuestras empresas a coger esa ola con todo su fuerza
  • Y la ola de este siglo tiene el nombre del Segundo Renacimiento de Europa. Sabemos muy poco todavía del “ismo” que reemplazará el Capitalismo Global, pero estoy seguro que, como el primero, tendrá dos ejes de desarrollo, las Personas y el Conocimiento.

Se adelantó a su tiempo Arizmendiarrieta, que fue capaz de impulsar un “ismo”, el cooperativismo que, como pocos, ha sabido construir y generar riqueza en clave de participación de las personas, y de apuesta por el conocimiento.En su mirada había mucha luz del futuro que nos espera.

Te dejo con otra de sus citas, también me acompaña.

Alguien ha dicho que el hombre maduro es aquél que después de perder las ilusiones mantiene LA ILUSION. Nosotros añadiremos que entre el pasado, donde quedan los recuerdos, y el futuro, en el que pudieran emplazarse las ilusiones, está el presente, donde están las RESPONSABILIDADES.
JMA

8 pensamientos en “Contar con el futuro

  1. Muy oportuno e interesante articulo. El movimiento cooperativo fue una innovación social que hoy da empleo a mas de 80.000 personas en varias docenas de paises, y que ha superado muchos obstaculos para llegar hasta aqui. Jesus Larrañaga, mi mentor, gran persona y uno de los 5 fundadores de la corporación, ya vislumbraba en 2004 la transformación exitosa aunque no exenta de problemas del modelo cooperativosta. Todo mi mi animo para el personal de Fagor y toda mi confianza en que el movimiento cooperativo saldrá reforzado de esta situación.
    Tomas ORBEA

  2. La mirada internacional a Fagor, y una reflexión necesaria | About Basque Country

  3. ¿Llegaste a conocer a Dionisio Aranzadi s.j.? Si llegas a estar en el campus hace15 años, es probable que algo hubiese sido distinto…

  4. Agradezco a Uraga la recomendación. Es un buen artículo. El ismo que viene es el human-ismo. No es nuevo, lleva opaco desde el siglo XVIII, pero es su momento. Ese es el Renacimiento que anuncias. Se trata de la estética y la creatividad. Es todo aquello que no se puede medir desde patrones racionales. Guarda relación con el flujo histórico y con la interpretación de lo acontecido. Es – en verdad – arte humano porque es su creatividad. No viene un mundo peor ni epigónico. Viene un mundo más humano siguiendo la máxima nietzschiana. La conectividad extrema y la tecnificación extrema van a crear un grado de automatismo y previsión tal que podremos dedicar un importante tiempo a nosotros mismos, y a nuestro caminar: un hombre nuevo y valores nuevos. Lo que acontece no son sino accidentes. Demasiado ruido en los mass-media, y visiones cortoplacistas. Eso no muestra el camino. Mejor levantar la vista y mirar más allá.

  5. Vibraciones: apuntes sobre Fagor Electrodomésticos | inquietos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s